Archivo del Autor: Lu

Acerca de Lu

Estudié Derecho en la Universidad Complutense (Madrid), posteriormente un Máster en Asesoría Fiscal y D. Tributario. Eso y mucho más es mi educación formal. La vida me ha enseñado cosas diferentes pero no menos importantes. Hablo 4 idiomas, dos con fluidez, otros dos menor fluidez, pero me hago entender en cualquier país y situación incluso sin idiomas conocidos. Impenitente viajera, dentro de lo que mis ocupaciones me lo permiten. Siguiendo el refrán, viajo bien acompañada o sino directamente sola. En raras ocasiones en paquete. Adicta a interesarme por la gente, conocer distintas culturas y modos de vivir; también adicta a la fotografía. Mi cámara es mi aliada. Esto, es un poco sobre mi. Gracias por leerme.

Detalles de Rétino, para no pensar

¡Hola !!!

Aprovecho esta pausa nacional obligada por el bichito para volver a estar en contacto.

Han sucedido muchas cosas, antes del Coronita y después del estado de alerta sanitaria, así que, vamos a intentar cambiar de rollito, que ya estamos saturados de noticias médicas e infecciosas para viajar a la pequeña Rétino (Creta) y contaros alguna pequeña anécdota del día de antes de fin de año, o sea, 30 de Diciembre 2019.

Tengo una mano inmovilizada, ya os contaré, por lo que no me voy a extender mucho, pero si abrir un pequeño agujerito de respiro virtual en el confinamiento. 🙂

Cuando se aproximaba fin de año en Creta, fuertes tormentas asolaron la zona donde estaba: Hania y más tarde Rétino. Durante dos días en Hania no salí por la tarde del hotel ya que los diluvios y tormentas de relámpagos y truenos se sucedían interminablemente.

Plano.

Por las mañanas, con la luz, la cosa se llevaba mejor. Cogía el coche y visitaba todo lo que podía. Por las tardes, entre la falta de luz y aquellas tormentas de luces mil, la verdad, acoj………….., así que tocó hotel.

Me desplacé a Rétino el 30 de diciembre bajo una lluvia torrencial. Me paré por el camino a ver el mar furioso, pero…………..me temo que estoy acostumbrada a verlo más furioso por mi tierra y aquello no me parecía demasiado enfurecido, solo semi-enfurecido.

En Rétino la situación era la misma, un diluvio bestial que hacía que pensaras detenidamente si deberías bajarte del coche. Aparqué en el lugar más cercano posible a mi hotel y esperé. Poner un pie en el pavimento era imaginar que me empaparía en un plis plas.

3

Mi hotel el “Palazzino de Corina” ( en este momento suena ¿“gracioso”? 😊) quedaba muy cerca del paseo marítimo, del puerto veneciano y del espigón de protección; la panorámica no podía ser más impresionante. Allí sí, las olas rompían con fuerza contra el espigón. Me entretuve un rato mirando cómo la fuerza de las olas chocaba contra él y después se abrían como si de una bomba se tratara. El espectáculo era fantástico y hasta me atreví a hacer unas fotinguis, la verdad, pocas porque a pesar de los metros de distancia que me separaban, bastantes, por la cuenta que me tenía, el agua me alcanzó y me dejó la cara salitrosa, así como la cámara.

Cuando decidí que era hora de moverme, estaba cerca no obstante, llegué al hotel empapada. El dueño se quedó aterrado cuando le dije que había dejado el coche en el paseo marítimo. Jaja. Bueno, no contaba el hombre con que una es de costa y sé cómo funciona eso de las olas. Cerca, pero lejos. Lo suficientemente cerca como para ver lo que pasaba, la distancia más que prudente para que nada le pasara a mi transporte favorito en aquel momento, ni a mi, claro.

Más tarde me fijé y efectivamente, había un parking que estaba debajo del espigón, donde si hubiese dejado un coche allí se lo hubiese llevado la marea. Me explicó que no sería el primer coche que se va al mar.  Había momentos en que el mar no inundaba aquel parking y algunos locales que debían de controlar los movimientos de las olas, dejaban allí el coche. Un poquito arriesgados, pero……………ellos mismos.

Parking Retimo.

Comí en un restaurante cercano, donde el dueño era encantador. Pedí sopa de verduras, muy apropiada para aquel día que hacía frío. Me la sirvieron con medio limón. No entendí nada. Después de tomarla pregunté para qué era el limón. Pues, amigos, allí me enteré de que los de Creta toman la sopa echándole limón. Una experiencia que me perdí. Lo que no me perdí fueron las rebanadas de pan de aceituna y orégano acompañadas con dos salsas. Siempre ponen entrantes, libres de cargo y están buenísimos; en este caso fueron los que describo, otras veces son otros.

sopa con limon.

Me dijo el buen hombre que el limón se lo podía echar al arrocito que había pedido como segundo. Pues, francamente, me parecía una pena estropear el arrocito caldoso con el limón, así que el limón, a pesar de gustarme no fue el aderezo de mi comida. El arrocito caldoso, riquísimo también con sus cositas de mar y sus verduritas. 🙂

arroz caldoso.

Como es habitual por aquellas tierras, me sirvieron postre sin cargo y el inevitable ouzo también free, (lo que viene a ser el orujo gallego); con las mismas me fui a dar una vuelta aprovechando que había dejado de llover por un rato.

Tiramisu y ouzo

Por la noche y después de una siesta, ya que volvía a llover y lloviendo aquello era bastante inhóspito, volví a dar otra vuelta. Las terrazas cubiertas y cerradas cercanas a la playa tenían bastante ambiente, de locales, ya que los turistas éramos cuatro despistados. Me dispuse a buscar una terraza donde pasar un rato de final de día. Cuando me cansé de descartar unas por un motivo, otras por otro, me senté en una al azar.

Quiso el azar que me sentase en una que parecía tener una carta divertida, al menos diferente al resto. Una de las propuestas era “degustación de 5 cervezas locales” y para que la cosa fuese más entretenida, te facilitaban unos cartoncitos para que las fueses puntuando según el sabor, el aspecto, etc. y pasaras el rato.

Cerveza y Queso.

Degustacion cerveza

Con 100 ml de cada cerveza pensé que lo mejor era pedirse también una tablita de quesos que a mi el alcohol se me sube rápido.

Degustacion cerveza y queso.

Ya estaba yo dispuesta a mi inmersión cervecera cuando dos ingleses que estaban haciendo un Erasmus en Rétino se me unieron al “tasting”. Ellos también se pidieron dos degustaciones, pero sin queso.

Es maravilloso que te guste todo, porque a ellos todas las cervezas les parecieron estupendas. Siento tener que decir que a mi la primera me sabía a colonia, la segunda a colonia ahumada, la tercera a rayos y truenos……………..ya os imagináis el resto, no, la cosa no mejoró. Comprobé que mis cervezas favoritas en Grecia son embotelladas, Mythos y otra que ahora no recuerdo. El resto, ná de ná. Pero bueno, no les quité la alegría del cuerpo a los anglos y les dije que a mi también me encantaban. Jooooo, lo que es ser educada, jaja.

Ninguno de nosotros cubrió con opiniones el cartoncito y pensé ¿a que a los ingleses tampoco les gustaron? No sé, se me quedó la duda. Con eso de que siempre dicen: nice, nunca sabes a qué atenerte.

Degustacion.Puntuacion.

Como ya sabemos ellos no se quedan mucho tiempo en los locales, beben y se van, así que se fueron y me dejaron terminando mi última degustación.

Un poco más tarde y dada la baja afluencia de clientela en aquella terraza, el dueño y la camarera del garito se quedaron hablando conmigo. Muy majos y agradables y así pude enterarme de cotilleos sobre turistas veraniegos, jaja.  Me informaron de que el día 31 estarían abiertos por si quería salir a tomar una copa u otra degustación 🙂 🙂 y me invitaron cordialmente a unirme a ellos; se lo agradecí, pero ya tenía mis planes.

Como ya os conté un poquito de fin de año y principios del 2020, os remito a mi post anterior. Encadenando Fin de Año y el 2020

¡Que felices éramos y que poco imaginábamos lo que nos deparaba el año nuevo!

Vista de la impresionante fortaleza de Rétino en mi visita de septiembre.

Retino.

Por hoy, creo que ya le pedí suficiente a mi inmovilizada muñeca, pronto volveré con cualquier otra anécdota, o incluso algún post con más chicha, pero hoy ni mi mano ni yo estábamos para cosas intensas.

De todos modos, me parecía que debía estar aquí porque necesitaba deciros que:

Os cuidéis mucho, Arriba esos ánimos y Pronto nos leeremos de nuevo.

¡Salud! es lo mejor que hoy os puedo desear. Besos virtuales, sin bichitos. 🙂 🙂

#YomeQuedoenCasa

 

Texto y Fotos: Luisa Vázquez

Copyright © – Todos los derechos reservados.

FACEBOOK :     https://www.facebook.com/pages/Si-Soy-Gallego-por-Qu%C3%A9-Lo-Preguntas/1577215459185038

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/myredbook_xl/?hl=es

 

 

 

 

 

 

 

Luis Seoane, pintor imperdible, Museo de Bellas Artes

En el museo de Bellas Artes de Coruña y con una esmerada presentación se presenta una exposición temporal de la obra del polifacético Luis Seoane. Se puede solicitar una visita guiada para comprender en detalle la obra y el desarrollo del artista.

Sus principales facetas artísticas fueron la de pintor, grabador, ilustrador, cartelista, diseñador……además de escritor tanto en gallego como en castellano.

Además de 42 óleos que nos acercan a la evolución pictórica del multifacético artista, también se exhiben 252 grabados cuidadosamente expuestos, así como la explicación de las diferentes técnicas de grabado utilizadas por Seoane: Xilografía, Serigrafía y Litografía con videos ilustrativos de cada una de las técnicas.

Esta exposición es imperdible por su carácter temporal y se puede contemplar hasta el 8 de Marzo 2020.

www.sisoygallego.com

Las obras provienen del legado de su viuda Elvira Fernández, más conocida como Maruxa Seoane. Maruxa se esforzó en la conservación del legado de su marido.

www.sisoygallego.com

Nace en Buenos Aires en 1910, hijo de padres gallegos, que retornarán a Coruña en 1916. Hizo el bachillerato en Coruña y estudió Derecho en Santiago de Compostela.

A pesar de haber ejercido como abogado laboralista, se decanta por su faceta artística donde fue muy prolífico y figura indiscutible de las vanguardias históricas del siglo XX. (Es un hecho recurrente que los que hemos estudiado derecho con frecuencia terminamos en otros campos). 😊

La exposición abarca desde los años 50 hasta poco antes de su fallecimiento en 1979.

Una breve idea de su obra: Aunque sus primeros óleos son del período 1940 y años posteriores, no logra configurar su estilo pictórico hasta los 60. Es entonces cuando logra su propio lenguaje que se resume en síntesis compositiva y líneas incisivas y constructivas que encierran planos de color brillante intenso. Las formas se reducen únicamente a rasgos fundamentales. La tendencia al esquematismo y a los contrastes de colores planos se nutren de su experiencia como grabador y artista gráfico.

Cuando observamos sus cuadros vemos unas manchas de color con líneas que son las que definen a las personas u objetos.

Fundamentalmente la obra de este artista multidisciplinar abarca 4 temáticas:

1.- La Mujer

Buena parte de su obra la dedica a Galicia y su representación a través de la figura femenina. Su repertorio iconográfico será: sacerdotisa, celestina, acróbata, heroína, urbana….,los prototipos más reiterados son la mujer-emblema, la mujer trabajadora, campesina o marinera, presentadas en grupo o en solitario, descansando, dialogantes o esperando.

Óleos sobre lienzo y evolución de su pintura

www.sisoygallego.com

www.sisoygallego.com

www.sisoygallego.com

Las mariscadoras. Óleo sobre lienzo.

Grupo que trabaja en la labor cotidiana del marisqueo, dignificando a la mujer y su trabajo. Y da un paso más, eliminando elementos como el paisaje para centrarse en lo que quiere representar. Aquí la línea dibuja elementos esenciales.

www.sisoygallego.com

2.- Naturaleza y Paisaje

Es un tema importante para el artista, aunque con desigual continuidad en el tiempo. Se convierte en un campo de experimentación hacia el sintetismo y cromatismo, marcado por su viaje a los Andes en 1951. Busca captar el sentido cósmico de la naturaleza en lugar del paisaje transformado por el hombre.

Desde el exilio, que comentaré más tarde, comienza a evocar recuerdos de su Galicia en los que la tierra adquiere un valor singular y será un motivo recurrente junto con el mar al que dota de connotaciones especiales como en las representaciones del mar del Orzán, de Ártabros y de Finisterre, mares que son en Coruña o próximos a ella.

El Secadero de Pulpos. Óleo sobre lienzo.

Una estampa habitual en la costa de Galicia son los secaderos de congrio y de pulpo situados en espacios abiertos.

www.sisoygallego.com

El Parque. Óleo sobre lienzo.

www.sisoygallego.com

Albatros en un mar cualquiera. Óleo sobre lienzo.

www.sisoygallego.com

Paisaje con árboles. Óleo sobre lienzo.

www.sisoygallego.com

3.- Tradiciones, mitos y leyendas

En sus representaciones destaca la reinterpretación de varios temas: en la estética celta rehace toda una simbología a través de espirales, líneas y círculos entrelazados que nos remiten a la prehistoria gallega tanto de los petroglifos como de los trisqueles de la cultura castrexa

Tres Soles en Galicia

Se inspira en mitos y leyendas apocalípticas como el mismo relata: se refiere a los tres soles que en la edad media aparecieron en los cielos gallegos y que los campesinos con natural extrañeza y espanto pensaron en el anuncio del fin del mundo.

www.sisoygallego.com

Los astros protagonizan también sus grabados. La luna y el sol aluden al significado del círculo como símbolo de vida eterna, en relación con los símbolos primitivos.

Xilografías año 1967

www.sisoygallego.com

4.- Guerra y denuncia social que enlaza con su postura de compromiso social y político.

Movido por su activismo político y su vocación pedagógica, pone un acento especial en denunciar los regímenes represivos, las desigualdades laborales y la precariedad laboral.

 

www.sisoygallego.com

Diseñador

En sus años universitarios se despierta el interés por las artes gráficas y comprende la importancia del libro como factor aglutinante de un pueblo.

En 1949 Seoane visitó a Picasso en París y a su vuelta difundió su obra en Galicia. Recordemos que Picasso vivió en Coruña y también que al general Franco le disgustaba especialmente Picasso.

El pintor se exilia y vuelve a vivir en Buenos Aires y  comienza una labor editorial en colaboración con otros escritores y artistas que no abandonará hasta su muerte.

Realiza centenares de ilustraciones para libros y todo tipo de publicaciones tanto en dibujo como en grabado haciendo uso de una economía de medios que le lleva a prescindir de complejas composiciones y costosas cuatricromías.

Es diseñador de libros y de objetos cerámicos, de ahí que sea necesario recordar que Seoane se relaciona también con el “Laboratorio de Formas” y consecuentemente con la Cerámica de Sargadelos y Cerámica del Castro, sobradamente conocidas en Galicia y fuera de sus fronteras.

Cartel

Con relación a los carteles, sus inicios están más cercanos a la propaganda política por influencia de la guerra civil, que a la imagen publicitaria de dos décadas después, cuando se decanta por composiciones abstractas a base de planos geométricos de color. A los años 60 corresponden los afiches destinados a la promoción cultural destinada a anunciar exposiciones, obras de teatros, semanas culturales, etc. donde se distingue al Seoane xilógrafo, que aplicaba al cartel las mismas soluciones compositivas utilizadas en sus libros y grabados.

Xilografías año 1966

www.sisoygallego.com

En su última etapa está centrado en experimentación iconográfica a base de signos y códigos de todo tipo.

El Grabado

Los primeros contactos con el grabado se producen en los años 1930 utilizando las técnicas del linóleo y el estarcido para crear imágenes que entroncan con la estética internacional y del arte expresionista de entreguerras. El experimento adquiere gran interés para él, tanto por su condición innata de multiplicidad que se adecúa a su visión democratizadora del arte como de constituir un magnífico banco de pruebas donde investigar y resolver variaciones que posteriormente dejaría reflejadas en otras facetas de su arte.

Réplicas de matrices xilográficas para grabado a dos tintas en madera de roble.

www.sisoygallego.com

www.sisoygallego.com

Xilografías del poeta León Felipe.

www.sisoygallego.com

A lo largo de su vida imprime más de 60 carpetas de grabado como artista y editor, pero siempre con una visión que trasciendo el mero ilustrador. Cada publicación se produce en tiradas cortas numeradas y firmadas por el autor. Algunas de ellas se enriquecen con escritos o prólogos de destacados críticos.

En ocasiones, muchas de las primeras ediciones de sus libros incorporan grabados originales impresos por separado, a veces coloreados, firmados y marcados con números o letras, lo que los convierten en únicos y de gran valor.

A su vuelta del exilio pinta el óleo sobre lienzo Diálogo y Alborozo, que se refería a un cambio en la política española, aunque poco podría ver del cambio del país ya que fallece en 1979.

www.sisoygallego.com

Este es un pequeño resumen de la dinámica vida del multifacético artista Luis Seoane, que permanentemente se debatió entre su deseo de volver a Galicia y a los mares que adoraba y la imposibilidad de hacerlo. Su obra pictórica refleja el amor a Galicia y su ansia por recuperar paisajes, símbolos y personajes gallegos para hacerlos universales.

Figuras esperando, óleo sobre lienzo.

www.sisoygallego.com

Fue nombrado miembro de número de la Academia Nacional de Bellas Artes

Su obra, de tendencia expresionista y próxima a la abstracción fue expuesta en Londres, Nueva York, Buenos Aires, Montevideo, Venecia, Bruselas, Hamburgo y México entre otras capitales.

 

Texto : Luisa Vázquez y apuntes del Museo de Bellas Artes

Fotos: Luisa Vázquez

Copyright © – Todos los derechos reservados.

 

Otras colecciones pictóricas de interés en Coruña con más obra de Luis Seoane: 

Colección de Arte Fundación María José Jove

 

 

FACEBOOK, PINCHA AQUI :     https://www.facebook.com/pages/Si-Soy-Gallego-por-Qu%C3%A9-Lo-Preguntas/1577215459185038

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/myredbook_xl/?hl=es

 

 

 

 

 

Un pirado al volante

Pensaba escribir sobre algo más interesante y productivo, pero………….¡quien sabe!, quizá a alguno le venga bien malas experiencias de tráfico en piel ajena.

Esta mañana, sin ir más lejos, volvía en coche de hacer unas gestiones y entré en una rotonda, para salir en el vial que me venía bien para hacer una compra en una gran superficie de sobra conocida dedicada al sector de materiales de construcción y bricolaje en el Polígono de la Grela.

Se entra por un vial y más adelante hay dos viales más para los vehículos que llegan al mismo semáforo por dos viales subterráneos.

Cuando intento salir del círculo para el vial que quería, ahí está el típico coche que no te va a dejar hacer eso porque te echan el coche encima y tienes la sensación de que van a colisionar porque esa es la intención, aterrorizar porque parece que van a colisionar cuando realmente para ellos es un juego de “a que te pillo”. No me hace gracia el juego, pero desgraciadamente hay gente que juega a eso.

Tenía mi intermitente encendido de que iba a la derecha, y él lo tenía que haber visto desde que entró en la rotonda.

Consigo entrar donde debía y oigo tremendo claxonazo, del que no hice caso. Y vuelta con el claxon como un loco. Miré por el retrovisor y vi que se iba a la derecha y me alivió porque yo iba a la izquierda y así no me lo encontraría en el semáforo, a mi lado.

¡Error! Cambió de dirección y se puso a mi lado no sé con qué maniobra inexplicable para mi. No sé cómo lo consiguió, en esos tres carriles siempre hay mucho tráfico, pero allí estaba el energúmeno, en el vial al lado del mío y había abierto la ventanilla y gritaba no sé qué porque yo llevaba la radio encendida y para mi confort, no quería oír. Solo le hice el gesto de que yo llevaba el intermitente puesto y señalando mi ojo quise decirle que “hay que mirar”.

Siguió berreando y yo mirando para delante para no enterarme ni de los gestos ni de nada.

El semáforo se puso en verde y arranqué. Cuál no será mi sorpresa que veo que el coche me sigue. Hago un giro más adelante de 180º y el coche también. Entro en la nave de materiales y el coche continúa detrás. No me atreví a parar y bajarme a comprar, saldo del aparcamiento y el coche ahí sigue, detrás.

Vuelvo a la rotonda donde nos habíamos encontrado y doy una primera vuelta a la misma con el coche sin despegarse de mi para nada y en la segunda vuelta pienso que no voy a estar dando vueltas eternamente y que tengo que salir, pero no sé a donde ir. El coche sigue detrás.

Vuelvo a la nave de materiales y aparco; el coche sigue y se para justo delante de donde yo estaba aparcando, en un momento creí que iba a impedirme hacer la maniobra de aparcamiento.

Cojo el móvil y le hago un par de fotos desde dentro del coche, estaba super asustada de salir del coche, no sabía qué iba a pasar en cuanto saliese después de todo lo relatado.  Antes de que me pudiese bajar ya estaba delante de mi coche un hombre de 40 y pico años, conductor de un magnífico Mitsubishi blanco gritando: ¡Baja, baja! Y bajé.

Me dice agresivo que hemos tenido un accidente y que no es manera de comportarse, que lo tiene todo grabado y que he cometido una infracción de tráfico. Asombrada, flipando, le digo que no hemos tenido ningún accidente, que no hemos tenido nada. Responde que por mi culpa ha pegado un gran frenazo y que le ha dado un tirón y le duele el cuello. Ahí ya lo vi claro: intento de Estafa a mi compañía de seguro.

Me alejo intentando entrar en la gran superficie, que tiene un guardia de seguridad y sé que allí no me puede agredir, si es que esa es su intención.

La decisión de aparcar en la gran superficie a la que me dirigía fue intuitiva, no podía pensar en lo que iba a hacer, donde podía ir para deshacerme del acosador, pero fue lo mejor que pude hacer. Al menos allí, dentro no me podía agredir y fuera lo verían. Pero eso no lo podía pensar cuando tuve que tomar la decisión. Lo razoné mucho después.

Me grita el hombre que va a llamar a la policía y muy tranquilamente le digo que SI, que la llame, y entro sin prisa, pero sin pausa.

Devuelvo una compra en Atención al Cliente, y cuando voy a entrar para comprar lo que quería, el hombre se acerca a la puerta por donde yo pasaba y me dice que la Policía no va a venir, no respondo, pero sigue: que me da su D.N.I. y que yo le dé el mío, tono agresivo, impositivo y resuelto. Respondo que ni le doy el mío y que no quiero el suyo porque: “no ha habido ningún accidente”, respondí suavemente y sin ningún tipo de emoción.

Yo parecía muy tranquila, que no me inmutaba, pero estaba muerta de miedo. Y más muerta de miedo de pensar que en cuanto hiciese mi compra que me llevaría únicamente 4 ó 5 minutos, tendría que volver a salir y no sabía si él pirado seguiría fuera para seguir persiguiéndome o yo que sé.

Lo comento en los almacenes antes de salir y un señor muy amable, que oye la conversación, me recomienda que llame a la policía, que si está el conductor jamado fuera, la policía vendrá.

Efectivamente, hablo con la policía, les cuento la peripecia y me dicen que si está fuera y pasa algo que los llame.

Vuelvo a casa, tengo la sensación de que otro coche blanco me sigue, pero no es Mitsubishi, es un Mercedes también blanco, ya estoy agobiada o con paranoia o las dos cosas. ¡Nunca pensé que pudiese sucederme esto! ¡Ya no sé si le ha sucedido a más personas y así, por nada!. Bueno, por nada no, en mi opinión un intento de hacer una estafa, se lo estaba trabajando.

1.

El conductor de este coche es un peligro

Ya en casa me puse mucho más nerviosa. Suelo contenerme mientras suceden las cosas y después me vengo abajo. Pero no podía, tenía que ir a Comisaría a denunciar lo que había pasado.

Me voy en taxi, no estoy yo para andar buscando aparcamiento y menos para pensar que me ha podido seguir, que puede volver a aparecer, muy mal estaba yo. En el taxi fui hablando con el taxista, muy majo por cierto y él me contó la serie de locos al volante que andan por ahí sueltos que, aunque no sean muchos, con uno que te toque es suficiente para dejarte aplanada.

¿Qué puede pasar con una conducta como la que describo? Posibilidades de accidentes con otros coches, muchas, por otro lado, creo que este es un tema muy grave y es un acoso de tráfico. Tengo claro que si el conductor hubiese sido un hombre esta situación no se hubiese dado. Si hubiese visto que el otro coche iba conducido por un hombre especialmente si hubiese sido grande, fuerte, seguro que no hubiese sucedido. No hubiese sido agresivo y amenazante. Quizá su intención era la de provocar un accidente, finalmente ni lo sé ni lo sabré. Lo que si tengo la sensación es que no es la primera vez que lo hace.

La policía local me atiende muy bien pero como no ha habido accidente de tráfico, ni golpe, ni rozadura, ni nada de nada, más que un supuesto frenazo que dio él, no puedo poner denuncia en la policía local.

Me pregunto ¿a qué velocidad hay que venir para dar un supuesto “gran frenazo con lesión” en una rotonda? La lógica no consigue cuadrar la ecuación.

Así que de una comisaría me voy a otra y al segundo intento logro hacer la denuncia. Muy amables, muy eficaces en su trabajo y también tengo que decir tranquilizándome porque nerviosa sí que estaba, aunque no suelo demostrar todo lo que estoy en público.

Al final, entre las llamadas a la policía, las veces que tuve que contar la historia en las distintas comisarías, en Atención al Cliente, a quien llamé por teléfono para contar lo que me estaba pasando he contado la historia un mínimo de 15 veces.

Ahora, como la he escrito, remitiré a quien quiera enterarse del tema, que me lea en el blog. Estoy recuperando el sentido del humor.

Y a vosotros ¿os ha pasado alguna vez algo tan insólito?

He tenido varios accidentes de coche, accidentes de verdad, no inventados, de los de siniestro total, y sin siniestro total, afortunadamente. Ninguno de ellos fue provocado por mí; dos de ellos hombres al volante que se saltaron un stop, que fueron los dos muy chungos (los accidentes y los hombres), pero ¿esto?, esto no me lo puedo creer. Me ha pasado y no salgo de mi asombro.

Resumen: He perdido mi día, todo mi trabajo de hoy, muchas cosas que mañana no podré recuperar, he pasado miedo, mucho, sé que no se me va a olvidar de un plumazo, y he gastado dinero en los desplazamientos.

Gracias a mi amiga Ayrin, que vino a acompañarme en la denuncia y a devolverme a la paz del hogar en cuanto salió de trabajar y cuando más lo necesitaba. Se lo agradecí infinito.

¡Y yo que estaba contemplando maravillada un arco iris doble Ayer! Además hacía pocos días había visto un magnífico y completo arco iris en Atenas, que comparto con vosotros.¿Qué tienen que ver los pirados y los arco iris? Nada, momentos de felicidad efímera que viene cualquier mamarracho y te los tumba rápido.

3.

Para finalizar, y para quien me lea en las cercanías, aunque el conductor éste no sé ni de donde es ni a donde va, ni idea de si es de esta autonomía, no tiene acento gallego, pero yo tampoco lo tengo (al menos eso dicen); digo un hombre de 40 o 40 y pico años, conduciendo un Mitsubishi blanco, cuya matrícula no voy a publicar, se cruza en vuestra vida automovilística y desarrolla esta conducta, ya sabéis lo que tenéis que hacer, denuncia, por el miedo, por el acoso, por lo que te haya pasado.  ¡Ojo con los chungos porque cuando te encuentras con uno de ellos dejan huella! Solo con un pirado al volante puede organizar un buen desastre o dejarte aterrada por un tiempo.

P.D. El suceso que relaté sucedió el 17 de enero, hoy dia 28 los periódicos se hacen eco de esta noticia, cuyo enlace adjunto y todo cobra sentido; https://www.laopinioncoruna.es/galicia/2020/01/28/cuatro-cien-partes-accidente-trafico/1471899.html  . Además de que inicialmente cuando el agresor se dirigió a mi me di cuenta de que era un intento de estafa al seguro. Aclarar que además de que sucede en Galicia, sucede en toda España, en otras provincias con unos % mucho más elevados que aquí.

 

 

Texto y Fotos: Luisa Vázquez

Copyright © – Todos los derechos reservados.

FACEBOOK :     https://www.facebook.com/pages/Si-Soy-Gallego-por-Qu%C3%A9-Lo-Preguntas/1577215459185038

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/myredbook_xl/?hl=es

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Encadenando Fin de Año y el 2020

¡¡¡¡Hola !!!!

Ya estamos instalados en el recién estrenado Veinte 20. ¡Bienvenido a este año de preciosa grafía que con su belleza nos produce una sensación de buenos augurios.

Para esta primera entrada del año, comparto con vosotros las impresionantes olas de Rétimo, la furia de fin de año.

Una tregua en el temporal nos permite ver la belleza del monasterio de Agia Triada con un amigo que se vistió del mismo color que el monasterio para ser fotografiado. Ante todo finalizar el año con elegancia.

_MG_5204.600.muy feliz.

El oleaje sigue dejando todo el malecón relimpio.

3

Imprescindible inmortalizar la última puesta de sol del año, ya que el sol se ha dignado aparecer, cosa que no parecía muy probable, pero acompañó con su inestimable presencia, lo cual agradecimos.

4

De la puesta de sol, una ducha y maqueo para asistir a la cena de fin de año con música en vivo, griega, de Creta, inestimablemente preciosa. Un fin de año alejada de campanadas, fuegos artificiales y demás zarandajas. 99% de griegos, celebrando a la griega, con 3 guiris por el medio que asistimos a una celebración 100% local. ¡Una delicia!

Para vosotros, una pequeña muestra de música y baile:

A las tantas y cuantas se debieron de retirar a sus casas los locales. ¡Claro, tenían que hacer la digestión de los 7 platazos de comida que nos sirvieron, además de postre, vino espumoso, vino no espumoso, raki y todas esas cosas imprescindibles en una celebración que se precie!

Estimados lectores, hasta aquí mis últimas publicaciones compartidas en mis otras redes, que publico ahora en este post.

El primer día de Enero comenzó y este koo koo se encargó de avisar.

2.

Amaneció con sol y buena temperatura, un paisaje de la costa de Rétimo con las montañas nevadas al fondo. Un bonito comienzo del Veinte Veinte.

6.

El viaje de 365 dias ha comenzado. Con un faro que nos guíe y un barco fiable, llegaremos a buen puerto. ¡ Feliz Navegación, que los vientos nos sean favorables !!!

Primera puesta de sol del año recién estrenado.

_MG_6100.1024.sisoy.

Para finalizar: El año nuevo es una oportunidad de tomar aire fresco en la vida de cada uno, respirando pronfundo,, con alegría, mirando hacia nuevos logros, felicidad, unión, éxito, elevándote más alto que el año anterior, trascender horizontes nuevos más allá de los cielos insondables. Explorar, enriquecer, encantar, animar….  ¡Feliz 2020!!!

 

Más sobre fiestas en Creta: Navidad en Creta, impresiones

 

Texto, Fotos y Videos: Luisa Vázquez

Copyright © – Todos los derechos reservados.

FACEBOOK :     https://www.facebook.com/pages/Si-Soy-Gallego-por-Qu%C3%A9-Lo-Preguntas/1577215459185038

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/myredbook_xl/?hl=es

 

 

Navidad en Creta, impresiones

Cuando decidí pasar las navidades en Creta sabía lo que venía buscando, pero no lo que me iba a encontrar.

Llegué a Hania en la mañana del 24. El ambiente, que ya conocía en período estival, cuando pensé que era el momento de máxima actividad, me sorprendió porque había ahora más tráfico, mucha más gente en la calle y era totalmente imposible aparcar.

Después de varios intentos para aparcar cerca de mi hotel, veo coches en doble y triple fila, incluso en dirección contraria al sentido de la marcha y me doy por vencida. ¡Que locura!, queda la opción parking y aún asi no fue fácil.

Después de haber visto la noche anterior la ciudad de Heraclion tranquila no esperaba este merecumbé en Hania.

Sin salir de mi asombro y después de haberme instalado, salgo a la calle a ver que me encuentro, pensando que veré mucha gente con paquetes. Y, efectivamente, no me equivoco hasta que entro en el Mercado Central.

18

El Mercado en un día normal tiene de todo un poco para locales y otro poco para turistas, incluidos restaurantes con buena relación precio/calidad.  Eso deben de saberlo muy bien los locales porque el 24 por la tarde-noche el ambientazo era épico y desde luego no hay turistas, todo lo más una viajera que graba con asombro:

Grupos de gente celebrando las fiestas en un ambiente muy ruidoso donde a duras penas se podía oír la música, pero indiscutiblemente muy auténtico.

Debo aclarar, llegados a este punto, que aquí se celebra la Navidad con una comida en familia, nada de Nochebuena. Esa es la razón por la que imaginé y después me confirmaron que las cenas del 24 equivalen a las típicas cenas de empresa o entre amigos españolas.

Unas horas más tarde, Hania es una fiesta al aire libre, eso sí, lo que no hay es ningún tipo de villancicos. Que si, que sí, que hay villancicos griegos, pero desaparecidos de la vida festiva, al menos de la que se desarrolló ante mis ojos.

Paseo por las calles y en muchos locales hay un grupo de música en vivo, así que más o menos hay un grupo en cada cruce de calles, es decir, una petada.  Algunos no tienen música en vivo, pero si enlatada y ni se me ocurrió grabar por la cantidad de gente que había. Creo que el 24 por la noche, nadie se había quedado en casa. Eso sí, el ambiente de lo más tranquilo, aunque alegre.

Otra muestra del ambientillo de calle, en una calle donde no me metieran un codo en el ojo.

Me habían advertido que el día 25 y 26 todo estaría cerrado, excepto algún restaurante o cafetería.

Visto cómo van por aquí las cosas, me pregunté qué pasaría el día 25. Era previsible que el 25 la cosa iba a ser tranquilita. Así fue. Se pudo caminar con sensación de soledad por todos lados. Escasamente hay gente. Día familiar de comidas en casa. Pero, por la tarde la cosa ya está un poco más animada. Grupos de familias se reúnen en cafeterías; también grupos de chicas y chicos; hasta tímidamente un par de tiendas están abiertas.

5

Hania en Navidad

Y llegamos al día 26, que también es festivo por estos lares.

Dando una vuelta por las otrora repletas calles de la ciudad, me encuentro con alguna gente, aunque poca, y donde más movimiento se nota es en el fantástico puerto veneciano. Recogidos por paravientos, pero en terrazas, están los ciudadanos de Hania disfrutando de una mañana de cafés y refrescos.

2

Hania, puerto veneciano

Me uno a ellos puesto que en el día de hoy no hay mucho que hacer hasta las 14 horas, excepto beber, comer o pasear. Alguna tienda abre cuando se aproximan las 2 de la tarde. ¿Qué pasa a las 2? A esa hora Santa run. Y eso ya se va notando en el ambiente.

4

3

Hania, ataviados con trajes de Santa en el puerto veneciano

Si, es una carrera de Papás Noel, esta es la 9ª edición. Se organiza en apoyo de los niños necesitados en temas relacionados con la salud y para organizaciones locales, según rezan las informaciones. Este año tiene como objetivo conseguir 400.000 €. Para ello han ido registrándose todas las personas que quieren unirse al evento y obligatorio, todos vestidos de Santa.

5 (2)

Una marea roja lo va inundando todo.  El recorrido lo va marcando unos potentes equipos de música ¡que para algo ya los tenían funcionando el día anterior!, y además unos arcos hinchables. Toda la ciudad está marcada por la música y los disfraces de Papá Noel. Ah, bueno y por los elfos, que son los que mandan, los organizadores.

6

Hania, Santa run

7

8

9

El recorrido zigzaguea por la ciudad hasta llegar al puerto donde los esperan un grupo de música en vivo y baile típico que comienza a bailar con la llegada de los rojos. Posteriormente el grupo folklórico, irá integrando a los participantes en la carrera en el baile.

Estos elfos indican que los Papás Noel están a punto de llegar a la plaza de la mezquita de los Jenízaros, frente al faro.

10

Bailando mientras llegan los participantes en la carrera:

 

11

12

13

14

Mientras tanto, un grupo de mujeres y hombres ataviados con la vestimenta folclórica, situados en el majestuoso faro veneciano de Hania, se unen al baile en la distancia. Es muy bonito de ver y por otra parte emocionante.

16

15

Más baile, uniéndose el grupo floclórico a los Santa allí reunidos:

La gente permanece allí durante bastante tiempo celebrando y las cafeterías del puerto con suficiente tiempo antes de que lleguen los corredores, han preparado bebidas, refrescos y cerveza, para ofrecerles a su llegada.

El evento ha terminado y un reguero de Santas se esparce por las cafeterías de la zona para seguir celebrando que aquí aún es festivo.

Video de los Papás Noel en la esplanada frente al museo marítimo, mientras en el faro otro grupo folclórico baila uniéndose a los que bailan en la plaza.

17

A modo de resumen, y no sé si es porque aquí soy una viajera, en vez de una local, me ha parecido que aquí se disfrutan de unas Navidades descomplicadas. Sea como fuere, un auténtico placer y diversión haber compartido con los habitantes de Hania estos días.

Como colofón, únicamente una vez al año es posible ver un vistoso espectáculo que tiene un objetivo loable, en un marco de una belleza singular, el puerto de Hania. Feliz por haber estado aquí en ese momento.

 

Otras entradas relacionadas con la Navidad:

Escapando de la Navidad, o no.

 

Texto, Fotos y Videos: Luisa Vázquez

Copyright © – Todos los derechos reservados.

FACEBOOK :     https://www.facebook.com/pages/Si-Soy-Gallego-por-Qu%C3%A9-Lo-Preguntas/1577215459185038

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/myredbook_xl/?hl=es

Escapando de la Navidad, o no.

Seguro que, a alguno de vosotros, mis queridos lectores, en algún momento se os ha ocurrido la idea de que no os apetecen nada estas fechas en la que todo se vuelve una gincana de cenas o comidas con diversos grupos de amigos/trabajo/conocidos/y o varios, cenas y comidas con la familia bien/regular/mal avenida, además de los consabidos regalos a todo lo que se menea. Aunque bastantes de las celebraciones son divertidas y se pasa muy bien, entre medias hay otras que apetecen bastante poco.

sisoygallego.com

Tengo amigos que, desde hace muchísimos años, cuando yo no conocía a nadie que escapase de la Navidad, se iban de viaje siempre. No lo entendía hasta que lo comprendí. Es el día que se te cae la venda de los ojos y piensas ¡que listos!!!. Jaja.

Me encanta la gente inteligente y con imaginación, así que mi familia favorita para este tipo de eventos son unos amigos que el día de Nochebuena se preparan “cada uno lo que le gusta”. No hay menú. A él le encanta el salmón salvaje y eso se prepara, el niño tiene menú de chuches, es lo que escoge y por un día no pasa nada y a ella, no recuerdo su especialidad favorita, pero seguro que algo apetecible y sabroso. Me pareció muy simpático y práctico a la vez. Además, fuera de cualquier controversia acerca de ese tópico.

La Navidad con niños pequeños es divertida, hay que reconocerlo, pero si no es tu caso, ¿¿¿?? Hoy comparto con vosotros diferentes tipos y lugares para pasar unas Navidades diferentes, algunas muy tradicionales, otras para nada tradicionales.

Mi opción, siempre que puedo es navidear sin Navidad. Y la verdad, es super chulo. Pongo tierra o mar por medio y si es a algún sitio donde no se celebre, mejor que mejor, pasan a ser días normales de viaje con un regustillo sabroso que por dentro me dice: que guay me encuentro !!!

Vamos allá:

Navidad en Limasol (Chipre)

Limasol es la segunda ciudad más extensa de Chipre, tiene un bonito paseo marítimo y se agradece pasar una Navidad al sol, sol agradable y que no te taladra.

08_sisoygallego.com

Es una ciudad muy tranquila para pasear y visitar

Hay una breve concesión a la Navidad que se resuelve con unas cuantas guirnaldas con un Papá Noel y pare usted de contar.

03_sisoygallego.com

Las mesas en las terrazas, en caso de que quieras comer al sol, tienen un pequeño adorno navideño con sorpresa. Francamente, agradable, sin concesiones a los extranjerismos y lejos de las fastas celebraciones.

20_sisoygallego.com

Francamente tranquila, con mucho terraceo, el tiempo invita a ello.

24_sisoygallego.com

Navidad en Roma (Italia)

Me pareció chocante la poca iluminación navideña que existe en Roma, francamente esperaba más exceso, sin embargo si se nota mucho el trasiego de compras navideñas.

Acostumbrados como estamos a grandes iluminaciones, me extrañó.  Si exceptuamos Via Condoti, Plaza de España y un poco Via Corso, o sea la creme de la creme de las calles romanas,  las únicas iluminaciones potentes eran las de edificios como el de la famosa firma Fendi y marcas similares, pero pare usted de contar.

Via Condoti vista desde lo alto de las escaleras de la Plaza de España.

_11.sisoygallego.com

08_sisoygallego.com

El edificio que alberga la firma de lujo cambiaba de color desde el amarillo, rojo, azul, verde…………

_13.sisoygallego.com

16_sisoygallego.com

Piazza Navona lucía un precioso Tiovivo y también había una escasa oferta de compras navideñas entre las que destacaban globos, aunque no sean especialmente navideños los niños siempre los demandan.

25_sisoygallego.com

Muy cerca de Via Condoti, un restaurante iluminaba discretamente su terraza, aunque el frío era intenso, unos 2º y para nada invitaba a quedarse tomando nada al relente.

43_sisoygallego.com

En Piazza Venecia un austero árbol de navidad.

0.sisoygallego.com

No obstante, y en contra de cualquier previsión, el Vaticano lucía un árbol de Navidad. Espera que no entiendo nada, ¿el Vaticano se ha pasado a Papá Noel ? Flipando.

81_sisoygallego.com

 

Navidad en Alanya (Turquía)

Alanya es una ciudad balnearia de la costa mediterránea de Turquía. Se le conoce también como la Riviera turca. Tiene unas playas inmensamente largas, bordeadas de hoteles.

El precioso castillo de Alanya, un fuerte gigante de la época selyúcida transformado en un museo al aire libre, se ubica en un risco rocoso sobre la línea de playa, junto a villas otomanas con tejados rojos y la Torre Roja octagonal. Data de 1226.

El castillo es una belleza y está bien conservado.

03_sisoygallego.com

04_sisoygallego.com

Comencé mi día subiendo a pie al castillo, que tiene una tirada, que que escogí el camino más largo pero que tiene recompensa ya que en cada recodo ofrece unas vistas impresionantes sobre el puerto y finalmente sobre una playa realmente larguísima.

02_sisoygallego.com

08_sisoygallego.com

19_sisoygallego.com

Las villas otomanas a las que antes me refería.

25_sisoygallego.com

31_sisoygallego.com

Vistas preciosas sobre toda la costa y finalmente la larguísima playa.

51_sisoygallego.com

50_sisoygallego.com

Es una época genial para visitar Alanya ya que en verano se peta de turistas, especialmente del tipo botellón gigante contra lo que los turcos están luchando no sé si con mucho éxito. Los videos en Youtube sobre las discotecas allí te darán una idea del tema.

Casi llegando a la cumbre del risco, hay un restaurante que se llama Alaturka, así en perfecto castellano y todo junto, donde se puede degustar alguna delicia turca antes de volver a bajar del privilegiado escenario; esta vez, si, por el camino corto, o sea, la carretera por donde acceden los coches.

65_sisoygallego.com

Si escoges finalizar el día en una terraza en el puerto, posiblemente podrás asistir a una puesta de sol fantástica sobre las murallas del castillo, mientras los barquitos ponen rumbo a puerto, unos cargados de turistas, otros cargados de pescado.

58_sisoygallego.com

75_sisoygallego.com

Contemplando como atardece desde una terraza estratégica en el puerto.

89_sisoygallego.com

99_sisoygallego.com

101_sisoygallego.com

Esta Navidad fue especialmente ausente de sabor de esas fechas ya que en ningún momento me pareció día 24 ni 25 de diciembre.

Sin lugar a dudas fue una de mis Navidades favoritas por varias razones, el ignorar la fecha y por otro lado el bellezón de lugar en el que me encontraba.

Navidad en Oporto (Portugal)

Si lo que vas buscando es viajar en época navideña sin renunciar a la calidez de los momentos de la más tradicional Navidad, ésta es tu ciudad.

100_sisoygallego.com

Estas fechas en el vecino país son familiares, acogedoras y muy tradicionales. La ciudad tiene una iluminación sin excesos,  pero se respira el espíritu de las fechas en todos los sitios y las calles estan muy animadas.

La Rua Santa Catarina, peatonal y llena de comercios es un lugar imprescindible para visitar y pasear.

4.sisoygallego.com

5.sisoygallego.com

Se sigue la tradición incluido poner Nacimientos (Presepios en portugués) y hay un mercadillo en el que se venden muchas y diferentes piezas para adornar los presepios, desde los muy tradicionales a los muy modernos.

Se continúa con la tradición de comer bacalao en esas fechas y es realmente bonito ver cómo los antiguos ultramarinos, los de toda la vida, tienen esos días una especial animación. Encontré Oporto muy entrañable en esos días.

Hoja de bacalao con envoltorio propio de estas fechas. ¿A que es simpático el detalle?

178_sisoygallego.com

Si te gusta seguir las tradiciones y una celebración de las de  “toda la vida” no deberías perder la ocasión de vivir estas fiestas en Oporto.

03.sisoygallego.com

2.sisoygallego.com

Estas 4 ciudades son algunas de mis escapadas navideñas que comparto con vosotros, pero tengo otras curiosas que dejamos para otro momento navideño o no.

Aprovechando este post os deseo a todos,

MUY FELICES FIESTAS, QUE OS SEAN MUY GRATAS Y SI ES POSIBLE, MUY DIVERTIDAS TAMBIÉN; YA POR PEDIR, EN BUENA COMPAÑÍA QUE ES IMPORTANTE.  

6.sisoygallego

Para finalizar: ¿Cómo te gusta la Navidad a ti?

 

 

Texto y Fotos: Luisa Vázquez

Copyright © – Todos los derechos reservados.

FACEBOOK :     https://www.facebook.com/pages/Si-Soy-Gallego-por-Qu%C3%A9-Lo-Preguntas/1577215459185038

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/myredbook_xl/?hl=es

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ladakh, pequeño Tibet, los Porteadores de Piedra

Ladakh, denominado también pequeño Tibet, es una zona que merece la pena explorar a pesar de los inconvenientes de altitud, extremo control de carreteras por estar situado en una zona entre Pakistán y China, zona caliente reclamada por Pakistán; nula comunicación vía móvil, electricidad solo a partir de las 20 horas, además de pernoctaciones en campamentos. No obstante, y a pesar de todo lo que acabo de enumerar, cuando lo conoces deseas volver.

Valle de Basgo, Patrimonio de la Humanidad, desde aquí hasta la cima donde se encuentra el monasterio, es un larguísimo y ascendente camino.

640

Ladakh, pequeño Tibet

Viajando por esas remotas carreteras, cordillera del Himalaya, donde la altitud, entre 3.500 y 5.600 metros hace que caminar sea extenuante, ya no digamos subir pendientes, y donde la realización de cosas habituales se hace mucho más lenta y fatigante de lo normal, observar a los porteadores de piedra, me resultó sorprendente.

En el solitario emplazamiento de Basgo, en lo alto de una montaña se encuentra el monasterio que lleva el mismo nombre. Fue uno de los varios sitios en los que asistí perpleja a la labor de los porteadores de piedra.

Situación del monasterio tibetano de Basgo

642

Ladakh, pequeño Tibet

644

Ladakh, pequeño Tibet

659

Ladakh, pequeño Tibet

663

Ladakh, pequeño Tibet

La subida al monasterio bajo un sol aplastante, hace que busques una sombra ávidamente, pero escasamente hay.

Al mismo tiempo que yo, subía un porteador, sin prisa pero sin pausa, con un ritmo fruto de la mucha experiencia haciendo ese trabajo, ritmo que me era difícil seguir, ya que yo necesitaba hacer paradas.

La región es muy árida. Impresionantes cañones, incesantes vientos que portan arenilla permanentemente, únicamente se salva de la sequía extrema el valle, razón por la que es lo único que está escasamente habitado. Sin embargo el monasterio se haya situado en una cima montañosa. Es un contraste impactante.

665

Ladakh, pequeño Tibet

El valle es hermosísimo y en cuanto te alejas un poco, la montaña emerge para protegerlo.

657

Ladakh, pequeño Tibet

Debido al viento que comentaba antes,  la gente suele ir bastante tapada, con pañuelos cubriendo la cabeza y cara; lo más frecuente es que las mujeres usen pantalones, así que a veces resulta un poco difícil distinguir el sexo de las personas. Mi porteador, era porteadora.

671

Ladakh, pequeño Tibet

Al regreso del monasterio, bajando, veo un grupo de personas juntas y me doy cuenta de que la mujer que subía las piedras, forma parte de una familia compuesta de padre, madre y dos hijos, niña y niño y también están con otra mujer que parece estar embarazada pero que no sé si hay relación de parentesco; todos ellos realizan el mismo duro trabajo, a pesar de que los niños, sin duda, no llegan a la adolescencia. No sé cuánto pesan las piedras, una barbaridad de kilos, lo que si se es que un compañero de viaje quiso levantar una sola y no lo logró. Ellos acarrean varias al mismo tiempo en esos artilugios de madera que llevan a la espalda y que sujetan con unas cintas.

673

Ladakh, pequeño Tibet

Les hago unas fotos, aunque me resulta violento esta especie de asalto a la vida de la gente. En estas personas, hay una absoluta falta de expresión en sus rostros. No son posados, aunque podrían parecerlo por su pasividad al ser fotografiados . Me corto ante su inexpresividad, su ausencia de consentimiento o rechazo.

676

Ladakh, pequeño Tibet

Quizá sea su extremo cansancio, quizá su sorpresa, porque por allí pasa tan poca gente que quien sabe cuál es su percepción de los rostros occidentales portando cámaras que pocas veces habrán visto. Tímidamente entablo un intercambio de frases con ellos, aunque se interpone como barrera el idioma.  Logro saber que son nepalíes y no imagino que tipo de vida tendrían en Nepal para trasladarse a otra vida que difícilmente deja camino a la imaginación para algo más duro.

Me está matando la incomodidad ante su falta de expresión, una especie de desinterés por lo que no sea seguir cargando la piedra. Quizá su eminente prioridad sea terminar su trabajo aquel día para poder acceder a un básico alimento de supervivencia.

Remarcable el tamaño de las piedras.

679

Ladakh, pequeño Tibet

674

Ladakh, pequeño Tibet

678

Ladakh, pequeño Tibet

Mi compañero de viaje, el incapaz de ni siquiera mover una de las piedras, regresa del monasterio en ese momento y me sugiere hacerles una foto con su IPhone y mostrarles unos emojis . La idea me parece buena, aunque me aterra un poco la reacción de ellos. Les hace una foto y con sus caras, les muestra unos ojos locos saliendo de sus órbitas. Después de unos instantes de perplejidad, como si no se creyesen lo que están viendo, comienzan el período de expresar su asombro, únicamente con su rostro. Se asombran mucho para finalizar sonriendo.  Finalmente aparece una señal de pequeña diversión en sus vidas mientras no puedo parar de preguntarme hasta qué punto puede ser dura y difícil.

684

Ladakh, pequeño Tibet

Ver sus caras con una sonrisa, por leve que fuese, e interactuar con ellos a través de las pantallas de nuestras cámaras enseñándoles las fotos que les habíamos tomado, fue emocionante. Revisar sus caras en la pantalla LCD de la cámara les produjo mucho interés, aunque seguían serios; ver sus caras con aquellos ojos saliéndose de sus órbitas, hizo que sonrieran y parecían divertidos, me encantaría conocer sus pensamientos y sentimientos.

689

Ladakh, pequeño Tibet

Puede parecer estúpido pero esa tarde, después de verlos asombrados, intrigados y sonrientes, al abandonar el lugar pensé lo maravilloso que es aportar una sonrisa, un momento de felicidad fugaz a cualquier gente, pero más a la tan desfavorecida en el injusto reparto de vidas. Imagino que en más de una ocasión comentarían aquel día que se salió de su cotidiana rutina.

Cuando reviso fotos y miro las primeras fotos que tomé de sus caras ausentes de expresión, no puedo evitar que algo se me remueva por dentro.

686

Ladakh, pequeño Tibet

Éste fue el momento de mayor interés y diversión para ellos.

690

Ladakh, pequeño Tibet

 

Este fue mi tercer viaje a India y creí que estaba vacunada contra cualquier cosa que pudiese ver, pero creo que no hay vacuna que elimine la empatía, la que es culpable de que me ponga en el lugar de los demás. Es sabido que India no es para todos, India no deja indiferente, India es fascinante si consigues llegar a comprenderla, aunque momentos de estos son inevitables y siempre te remueven.

Sea como fuere, en ese viaje vi tantos y tantos porteadoras y porteadores de piedra, en las carreteras, en los monasterios, en los pueblos, que solo con verlos y ver su lugar de trabajo, es fácil imaginar cómo son sus vidas, y son espinas que se te van quedando en el alma.

Sea como fuere, nuevamente, soy consciente de que hay muchas, muchísimas vidas en muy duras condiciones, tanto en ese país como en muchos otros, pero especialmente estas personas, me han producido un efecto tremendamente desgarrador.

640

 

En mi vida cotidiana me gustan las anécdotas divertidas, alegres y que la gente disfrute y que pase un rato estupendo conmigo, pero en este momento esto es lo que me sale de dentro. Quizá necesitaba canalizar este sabor a realidad dura en alguna parte y lo he canalizado aquí, en el blog.  Es sabido que en el viaje de la vida hay momentos de todos los tipos, este es un momento reflexivo y de introversión que deseaba compartir con todos vosotros.

Para finalizar, si habéis llegado hasta aquí,  gracias por leerme.

 

Más entradas sobre Ladakh, pequeño Tibet :

1.- Ladakh, pequeño Tibet I. Llegada a Delhi

2.- 4.000 metros altitud. Leh, Pequeño Tibet II

3.- Colorido Festival Tibetano. Pequeño Tibet III

4- Imágenes para el recuerdo.Pequeño Tibet IV

5.- Un atentado nos sorprende en Lamayuru. Pequeño Tibet V

 

Texto y Fotos: Luisa Vázquez

Copyright © – Todos los derechos reservados.

FACEBOOK :     https://www.facebook.com/pages/Si-Soy-Gallego-por-Qu%C3%A9-Lo-Preguntas/1577215459185038

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/myredbook_xl/?hl=es